martes, 11 de noviembre de 2008

MANIFESTACION CONTRA EL TORO DE MEDINACELI








Ante la total indiferencia de la población, y bajo la custodia de una docena de agentes de la Guardia Civil con un capitán al mando, cerca de 200 personas participaron ayer en Medinaceli en una manifestación antitaurina en general, y contra la celebración del Toro Jubilo en particular, convocada por el Partido Contra el Maltrato Animal (PACMA), un acto al que se sumaron varias asociaciones de defensa de los animales y por la abolición de la tauromaquia.
Pasadas las 10.00 horas empezaron a llegar los manifestantes, a bordo de cuatro autocares procedentes de Bilbao, Barcelona, Logroño y Madrid. Tras aparcar en el campo de San Nicolás, los expedicionarios, que en su mayoría habían salido a las cinco de la mañana de sus ciudades de origen, se dirigieron hacia la plaza Mayor portando pancartas, palos sosteniendo cabezas de toro de cartón y letreros con leyendas tales como 'Los animales me importan', 'No con mis impuestos', 'Los animales sienten', 'No matarás, 5º Mandamiento', '¡Basta! La Junta de Castilla y León quema animales vivos' o '¿Por qué me hacéis esto?' junto a la foto de un toro embolado.
Ya en la plaza, colocados los manifestantes en semicírculo, una portavoz de PACMA procedió a dar lectura a un comunicado titulado 'Una vez más en Medinaceli', antes de pasar la palabra a representantes de otras asociaciones que lanzaron consignas como 'No a las fiestas donde se torturan animales', 'Basta de subvenciones', 'Basta de torturar animales', o 'No al Toro Jubilo' e invitaron a los presentes a expresar en sus declaraciones de renta su deseo de no sufragar con sus impuestos este tipo de fiestas. También solicitaron al Ayuntamiento de Medinaceli y a la Junta de Castilla y León "que dejen de fomentar, promocionar, subvencionar y permitir festejos que envilecen a quienes los contemplan y que degradan nuestra sociedad".
Tras estas intervenciones, los manifestantes se dirigieron hacia los autocares, gritando frases anti taurinas, haciendo sonar los silbatos y esgrimiendo sus pancartas y consignas, partiendo hacia Soria capital.
La población de la Villa cumplió el acuerdo tácito de no hacer caso a la manifestación y apenas media docena de personas acudió a la Plaza, a prudencial distancia, para seguir el desarrollo de la misma. Al finalizar la manifestación, y cuando ya se habían marchado los autocares, salieron algunos vecinos a la calle y se comentó la manifestación en los bares.
La frase más habitual que se puedo escuchar, y que se oye estos días en Medinaceli, es: "esta gente no sabe de qué habla, demuestra una total ignorancia de lo que es el Toro Jubilo. Ni se maltrata al animal, ni hay derramamiento de sangre". Y un comentario jocoso de un vecino que ya no cumplirá los ochenta años: "Fraga Iribarne nos mandó un camión lleno de guardias civiles para prohibir el Toro Jubilo. Ahora los guardias civiles custodian una manifestación contra la fiesta; o sea, que los anti taurinos son de Fraga, que fue franquista y siempre de derechas".
En la capital
Ya en la capital soriana, a la que el grupo de manifestantes llegó pasado el mediodía, el escenario de la protesta fue la avenida de Mariano Vicén, ante la sede de la Junta de Castilla y León.
Quienes pasaron por allí a partir de entonces, y hasta las 13.30 horas, momento en que el grupo disolvió su concentración, pudieron oír lemas como 'Medinaceli, vergüenza nacional' o 'Medinaceli tortura toros', entre otros.
El presidente de la Asociación Contra la Tortura y el Maltrato Animal (ACTYMA), Arturo Pérez, anunció que tienen previsto reunirse con el alcalde de Medinaceli en los próximos días, así como que no asistirán al espectáculo del Toro Jubilo el sábado.
Publicación: IRATXEYANA/Santiago Ferreiro

video